Andrés Mosquera: el refuerzo que no esperábamos

03 Jul, 2020
mosquera leon
Club León

Todos sabíamos que el regreso de Andrés Mosquera terminaría por redondear al equipo. Tal vez lo habíamos olvidado, porque pasó demasiado tiempo por debajo del radar, desapercibido, pero la realidad es que todos los aficionados sabíamos que él era el mejor refuerzo que podíamos pedir para la defensa esmeralda.

Y es que desde antes de que se destrozara la rodilla, ya había demostrado que era el pilar más importante de la zaga verdiblanca.

Antes de su lesión, siempre fue titular en la alineación del equipo a lo largo de los tres años que ya suma en el Bajío. Se convirtió en el bastión de la central a base de entrega, disciplina y solidez. Su carácter irradia liderazgo, y así contagió a su compatriotas William Tesillo y Yairo Moreno para defender la portería esmeralda hasta donde sea necesario.

Inclusive respondió cuando las circunstancias lo obligaron a dejar la central y posicionarse en la lateral derecha, donde volvió a rendir con solvencia y demostró que no hay un reto que no pueda enfrentar.

Pero entonces, en la recta final del Apertura 2019, se lesionó la rodilla, y en el afán de buscar la octava estrella con sus mejores armas, Nacho Ambriz y el cuerpo médico apresuraron su regreso, lo que terminó por romperle el ligamento rotuliano de la rodilla derecha. Entonces se confirmó que serían por lo menos seis meses de baja, y el campeonato quedó un poco más lejano.

Sin embargo, esa no fue la única mala noticia que provocó su lesión, porque detrás de los reflectores se jugaba otro partido que ahora también estaba en riesgo: el de su renovación. 

Con seis meses de rehabilitación por delante, Mosquera debía sentarse con la directiva a negociar las condiciones para su continuidad, pero entonces fue cuando recibió el espaldarazo de la dirigencia, y comprobó que estaba en el lugar correcto para jugar al futbol.

“Siempre seré un agradecido a Grupo Pachuca, al presidente, tanto el papá como el hijo, que confiaron en mí. Se venía platicando desde el año pasado desde antes de mi lesión, y me respetaron totalmente los términos que se venían manejando. Estando yo en plena etapa de mi recuperación ellos tomaron la decisión de renovarme, y eso me compromete aún más con el grupo, con el club, con mis compañeros”, confirmó el propio Mosquera en conferencia de prensa.

A pesar de estar lesionado, el Club León le ofreció una renovación por tres años, por lo que cuando la crisis por el Covid-19 obligó a renegociar su salario, él no dudó en responder con esa misma confianza.

“En su momento recibí la llamada del presidente y le dije: 'Yo estoy dispuesto a apoyarte así como tú me acabas de apoyar con una renovación estando yo todavía en mi fase de recuperación'. En mi casa me inculcaron que ante todo uno tiene que ser agradecido en la vida. Me encontraba en una situación muy difícil donde ya había cumplido treinta años, ya se me mira de manera diferente por la edad y por una lesión no muy común y complicada, pero ellos (la directiva) me ven de otra manera, me hacen sentir muy importante, me dan la posibilidad de tener tres años más, y de mi parte totalmente gratitud”.

Así que Mosquera rebajó su sueldo con tal de ayudar al club.

“Presidente, Andrés Mosquera está para apoyarlos en lo que necesiten independientemente de las cantidades, porque antes de futbolista soy humano, y soy una persona que no solo piensa en el beneficio propio, sino que si puedo ayudar lo hago y es con mucho gusto. Espero con Dios por delante que las decisiones que se tomen sean muy buenas para todo el grupo y para el Club León, esperemos que sean bien recibidas y aceptadas por nosotros los jugadores, el diálogo es la mejor manera de solucionar todo, y esperemos que si llegan a haber dichas reducciones todos quedemos satisfechos y conformes siempre buscando la excelencia de Grupo Pachuca y el Club León”, afirma que le dijo en su momento a Jesús Martínez Murguía.

Ahora está de vuelta. Ha hecho toda la pretemporada a la par de sus compañeros, y ya se siente con ansias de regresar al campo de juego a liderar la defensa esmeralda. Su regreso lo ha posicionado como el mejor refuerzo que no esperábamos para la próxima temporada, y no ha perdido el enfoque mental que lo ha llevado a cumplir siempre sus objetivos.

“Siempre con la mentalidad positiva de que viene lo mejor para Andrés Mosquera, y por ende para el Club León”.

ÚLTIMAS NOTICIAS


ver más