¿Para Macías? Indiferencia

12 Feb, 2020
jose juan macias leon
Especial

Para el fanático del Club León hay pocos escenarios más halagadores y satisfactorios que el actual. El equipo de Ignacio Ambriz se ha reconfirmado como una potencia en el balompié nacional. De la mano de un futbol alegre, ofensivo y espectacular, ha enamorado no solo a la afición local, sino a analistas y expertos de alcance nacional. Incluso técnicos rivales como Guillermo Almada o Michel no han dudado en ponerlos como el mejor equipo de todo el país.

El Club León suma más puntos que nadie en este magnífico arranque. Son la mejor ofensiva con 13 goles anotados, tienen al líder de goleo y al mejor jugador de la liga en Ángel Mena; tienen al mejor mexicano en el “Chapo” Montes; tienen al portero ideal en Rodolfo Cota.

Y es justo en este contexto, en el de mayor éxtasis y plenitud, cuando un sector de la afición se ha empeñado en sacar a relucir el tema de José Juan Macías, el joven delantero que dejó León para regresar a las Chivas de Guadalajara.

Luego de la victoria de los esmeraldas frente al Monterrey del pasado sábado, en redes sociales y comunidades comenzó a surgir el tema de Macías, su presente en Chivas y su pasado en León, y el error garrafal que cometió cuando prefirió regresar a Jalisco y no quedarse en el Bajío.

Pero esos mismos críticos no se dieron cuenta (o tal vez sí) de que con esos mensajes que pretendían minimizar la figura de Macías hacían exactamente todo lo contrario.

Porque el despecho y la frustración que dejó su salida se escurría en cada uno de los mensajes que ahora festejaban su mal paso en Guadalajara. Porque en León fue importante, y si ahora se celebra su mal paso, es porque antes se deseaba su permanencia.

Así, con el Club León en lo más alto, y con las Chivas que no terminan por levantar, la aparición del nombre de Macías en el medio local terminó por ser de mal gusto.

Hasta ahora, equipo y delantero habían firmaron un acuerdo tácito de dejar que sus destinos corrieran separados. Una despedida elegante y caballerosa. Cada quien eligió su camino, y solo el tiempo diría quien estaba equivocado. Un adiós orgulloso y altanero de ambas partes.

Pero el surgimiento de Macías en las redes leonesas, con críticas a su desempeño en Chivas en los apenas tres partidos que ha jugado, han roto ese acuerdo. Ahora León (o al menos cierto sector de su fanaticada) parece despechado, como si extrañara al joven delantero, aún cuando luce en su mejor momento.

Además, aún es muy pronto para jactarse de su mala elección. Apenas se han jugado cinco jornadas, y Macías tiene 12 partidos más para destacar. En el mismo León tuvo episodios de sequía, solo para despertar nuevamente con su mayor virtud: meter goles a diestra y siniestra.

Es por esto que el camino a seguir con Macías es el mismo que ya dijo Ignacio Ambriz: "El tema Macías se acabó para nosotros".

Ya no es más parte del Club León y no necesita más atención de nuestra parte. Si le va bien, que le vaya bien. Si le va mal, que le vaya mal. Mientras, el Club León navega hacia la liguilla en el superliderato, y en su mejor momento hacia la Concachampions. Vamos por la octava, y por el primer título internacional en la historia del club.

¿Y para Macías? La indiferencia.

ÚLTIMAS NOTICIAS


ver más